Sentir la fotografía

Imparte

María José Morales Domínguez

Grupos

G3/G4/G5

Modalidad

Presencial

Descripción

DISPARA CON EL CORAZÓN PARA INCRUSTAR TU ALMA EN LA IMAGEN.

LAS FOTOGRAFÍAS NO SE HACEN, SE SIENTEN.
Cualquier forma de expresión artística, como la fotografía, debería enseñarse a edades tempranas. Y es que tomar imágenes puede ser un juego divertido, pero también una forma de aprendizaje que permite a los alumnos aproximarse al mundo y percibirlo de manera creativa.
Esto se debe a que la fotografía potencia habilidades transversales como la observación, la creatividad, la investigación, la síntesis, la perspectiva y la argumentación, entre otras. Que le serán de gran utilidad en su vida diaria, ya que el chico o la chica verá su objetivo desde distintos ángulos para conseguir la mejor imagen y deberá tomar decisiones rápidas sobre lo que quiere fotografiar. También se promueven capacidades de adaptación, debido a que se aprende a interactuar con las realidades en las que se toman las imágenes.
¿Qué vamos hacer en este taller?
Sentir la fotografía, pretende que el alumnado pueda investigar y experimentar a través de la práctica fotográfica como medio de expresión. Donde se le ayudara a ver de forma más crítica las imágenes que nos rodean. Igualmente trabajará la imaginación y la creatividad, mejorará la atención en los detalles, aprenderá a conocerse un poco mejor, ser más colaborativo con los demás y sobre todo a disfrutar del arte.
Decálogo de intenciones:
– Apreciar otras formas de mirar y sentir.
-Ver cómo podemos conseguir expresar nuestras emociones a través de la fotografía.
-Conocer algunos fotógrafos que nos han marcado en la historia.
-Poner en práctica los conceptos básicos de composición.
– Visionado de nuestras imágenes tomadas, para poder dialogar sobre ellas.